El método MORFT®

Método Oliveira de Recuperación Funcional Total.

“Método innovador, natural e inocuo para la Recuperación Funcional Total de lesiones del aparato locomotor y especialmente de la Columna Vertebral como las Hernias y Protrusiones discales”.

Centro autorizado para la Aplicación del Protocolo de Tratamiento de la Hernia y Protrusión Discal Lumbar:

Regresión Activa de la hernia discal lumbar sin cirugía, mediante un sistema propio de ejercicios específicos para la prevención, recuperación funcional, compensación músculo-esquelética y osteo-articular, así como la corrección y reeducación postural, aplicados de manera personalizada para conquistar el reequilibrio biomecánico del cuerpo, respetando la individualidad biológica.

El MORFT® se establece en la búsqueda de recuperar el equilibrio perdido entre flexibilidad, elasticidad, fuerza y resistencia, que denominamos el “Cuaternario de la Vida”, devolviendo al cuerpo los elementos necesarios para su buen funcionamiento.

Todo material que aumenta o mantiene su coeficiente de Flexibilidad y/o Elasticidad, resiste más y mejor las presiones, tensiones, tracciones y contracciones. Todo material que disminuye su coeficiente de Flexibilidad y/o Elasticidad, aumenta su coeficiente de Rigidez y lo Rígido se rompe más fácil. De manera, que la pérdida de uno de estos cuatro elementos, produce desequilibrios importantes en cadenas musculares que van a influir directa o indirectamente en nuestra postura de una forma global o específica, pudiendo generar alteraciones importantes en las curvas fisiológicas de la columna como el aumento o disminución de sus ángulos normales, proporcionando un desequilibrio biomecánico en toda la columna o en una determinada zona.

Estas alteraciones producen una mala distribución de la presión o una sobrecarga sobre los discos de la columna, llevando a la reducción del espacio intervertebral, generando un aplastamiento de los discos, que sometidos a un estrés, sufrirán una aceleración en su proceso de deshidratación, una disminución en su altura y un aumento en su perímetro. Aumentando en perímetro, rebosarán, llegando a ocupar un espacio que no les corresponde, sea dentro del canal u obstruyendo el pasaje de alguna rama nerviosa en los agujeros de conjunción. Consecuentemente, repercutirá en dolores, contracturas, parestesias y en una amplia sintomatología que puede generar incapacidades funcionales.

¿Cómo se aplica el MORFT®?

Este método es aplicado en Tres Fases, compuestas, cada una de ellas, por una serie de ejercicios, propios del MORFT®, que tienen por objeto la prevención, la corrección postural, la recuperación funcional, el reacondicionamiento físico y el reequilibrio biomecánico del cuerpo como un todo, y en especial, de la columna vertebral, siendo aplicados de manera progresiva y adaptada a cada sujeto, siempre respetando su individualidad biológica.

La primera fase del tratamiento, Fase de Descompresión, está compuesta por ejercicios de estiramientos dirigidos de larga duración, específicos de este método, y tienen como meta la analgesia, la eliminación de las contracturas musculares, la recuperación de la flexibilidad articular y elasticidad muscular perdidas, así como, la eliminación del conflicto articular a través de la disminución de las fuerzas compresivas, generando un efecto de aumento de los espacios articulares.

La segunda fase, denominada Fase de Potenciación, es aquella en la que se trabajan los músculos, que, en su acción biomecánica, dan soporte y protección de forma directa o indirecta a la zona vertebral afectada, con el objetivo de aportar estabilidad y menor sobrecarga para la columna, devolviendo la fuerza y resistencia muscular, disminuidas por la lesión durante el periodo de incapacidad motora que ésta genera.

La tercera y última fase, es la Fase de Mantenimiento, y comienza una vez que el paciente recibe el Alta, momento en el cual, cada persona recibe un Plan de Ejercicios totalmente personalizado, con la finalidad, tanto de evitar futuras recidivas, como de continuar incrementando su acondicionamiento físico. En esta fase, el paciente será citado para futuras revisiones, donde se ajustará su Plan de Ejercicios en base a las necesidades deportivas y/o socio-laborales, para acompañar y orientar, la evolución de su condición física, salud y calidad de vida.

“Las investigaciones científicas muestran al Método (MORFT®) como una opción resolutiva, inocua, no invasiva, indolora y sin riesgos colaterales para el paciente que presenta lesiones discales, ofreciendo resultados probados e irrefutables en la eliminación del dolor, recuperación de la capacidad funcional, recuperación de la calidad de vida relacionado con la salud y la regresión activa de las hernias y protrusiones lumbares”.